18 octubre, 2011

Greenland


Hace tiempo entré en una tienda que estaba en liquidación por cierre.

Por desgracia como está ocurriendo con muchas hoy en día, el caso es que está tenía una sección de artículos de baño, jabones, sales, bombas de baño, he de admitir que soy una loca de estas cosas, me encanta darme mis bañitos relajantes, con sales invadiendo todo el baño de un olor que te envuelve, así que no lo dudé más y me metí de lleno a esa parte de la tienda.

Compré por aquel entonces, una manteca de cacao y vainilla, tenía una caja metálica y desprendía un olor tan rico que no pude resistirme. La dejé apartada en un cajón al que daba olor y cada vez que lo abría me encantaba. No sé por qué me resistía a usarla y echármela por todo el cuerpo, como cuando no quieres que algo se gaste porque no sabes si podrás volver a comprarlo.

Cuando me quedé embarazada, me dí el capricho y decidí que era el momento de probarla, así que ha sido mi gran aliada contra las estrías, no sé si coincidencia o no pero lo cierto es que de momento no me ha salido ninguna y eso que ya estoy de 34 semanas, he de admitir que no sólo me echo la manteca de cacao y vainilla si no que me echo también crema hidratante de aceite de oliva (de la de deliplus) y aceite de rosa mosqueta, claro está no todo de golpe, me echo una vez al día por las noches y voy alternando unas con otras.

Fue peor el remedio que la enfermedad, porque después de usarla me encanta, así que buscando por internet vi que tenían página web pero que no vendían a través de ella, vaya fallo más grande hoy en día! así que seguí buscando y buscando y vi que en amazon tenían algunos de los productos. Como aún tengo de la lata que compré, aunque poca pues decidí que esperaría un tiempo.

Cual fue mi sorpresa, cuando hace unos días o quizás semanas ya, los vendían en ofertix, al principio llené el carro de un montón de cosas, pero entre los productos que no son baratos, los gastos de envío y demás, pues era un gasto tremendo que ahora mismo no era el mejor momento, así que fui recortando y compré lo siguiente por 45€ con los gastos de envío incluidos que no fueron baratos: Un exfoliante de cuerpo de frambuesa, unas sales de baño de papaya y limón, crema hidrantante de leche de coco y lima (la de la foto aunque en vez de souffle es butter), aceite de baño de lima y vainilla y como no, repetí mi lata mágica de manteca de cacao y vainilla. Hoy ha llegado todo y he de decir que huele genial, así que creo que ha sido peor porque voy a probar más cosas y sé, ya de antemano que me van a gustar...

Si tenéis oportunidad de comprarlos alguna vez, en algún viaje que hagáis los veis y os apetece probar, no lo dudéis, seguro que os encantan! son super hidratantes así que van bien para las pieles secas como las mías pero si sois de piel grasa yo no os lo aconsejaría, aunque no he probado ningún producto de rostro (tampoco sé si tienen), ya suficiente tengo con todas las cositas nuevas que tengo para ir racionalizándolas como si estuviésemos en guerra.

6 comentarios:

Cristina dijo...

Mmmmmmmmmmmmmmmm. ........

maba dijo...

las estrías pueden salir después también así que no dejes de hidratarte ..

lo mío era mañana y noche...

tienen pinta de oler genial!

besos

dina dijo...

Hidraaatate como las locas, no querrías ver mi barriga...Por qué siempre deja de existir los productos q más usas? es como una especie de Ley de Murphy

Sandra dijo...

Todo lo que huela a coco o vainilla me encanta, pero no me fío mucho, probé una hidratante de vainilla, de body shop o yves rocher o una sitio de estos y oye que cosa mas pegagosa, no se extiende y se absorbe ni por saber morir!!Y me da coraje porque me encanta el olor.

De todas formas si lo veo por ahí lo compro aunque solo sea por probar ;)

Besetes,

un ratón dijo...

Antes de acabar de leer el post ya me estaba metiendo en la página, guerra contra las estrías y si además huele bien, mejor que mejor!
Date ahora caprichitos que me da a mi que en unos meses los caprichos serán para otro, más chiquitin.
Besos

Kat dijo...

Cristina, pues sí eso es lo que digo yo cada vez que los huelo, ayy me encantan!! a ver si tengo un ratillo para ir leyendo tu blog aunque últimamente no prometo nada ;)

Maba, no dejo de hidratarme, que además es algo que me da un poco de miedo, eso sí lo hago solo una vez al día y cuando me ducho antes de volver a darme crema todavía se nota un poco resbaladizo así que creo que no haría falta más!

Dina, pues no lo sé, pero es un rollo cuando vas tan contenta a comprar algo y ya no lo hacen!! y sí, como digo por ahí arriba me hidrato hasta el último momento!!

Sandra a mí lo de Yves Rocher no me funciona bien, suele salirme un poco de alergia, pero ya sabes que cada una somos un mundo!!

Un ratón, pues si lo encuentras pruebalo a mí de momento ni una, pero claro aún me quedan unas semanas y parece que serán las peores! de todas formas dicen que con hidratarse bien vale, sea la crema que sea ;)

Besos!